Qué hay del pasado en el presente (y viceversa) según SANGRE DE MI SANGRE de Marco Bellocchio

So close, no matter how far

Sangre de mi sangre de Marco Bellocchio, por Brenda Schmunck

Intentar una interpretación cerrada sobre Sangre de mi sangre (Sangue del mio Sangue, 2015) es ir, básicamente, en contra de lo que nos propone. Muchas referencias biográficas con las que podríamos aclarar algunos puntos, otras tantas continuidades autorales para quedarnos tranquilos en otros casos. Sin embargo, las lagunas siguen quedando. Cuando creemos entender el misterio que se encierra aquí, si en algún momento eso ocurre, de repente otro factor nos deja sin fundamentos. Sangre de mi sangre nos permite así aventurar algunas reflexiones que se desprenden de sí misma para tratar de comprender su desconcertante belleza.

Bellocchio nos sumerge en una historia dividida en dos tiempos. En el siglo XVII, una joven novicia, Bernardetta, es acusada de haber inducido al suicidio al cura del convento por medio de un pacto con el diablo. Su hermano mellizo llega para el juicio, que conlleva crueles pruebas, y termina enamorado de Bernardetta. En la actualidad, el mismo convento es el escondite de un vampiro que se ve obligado a dejar el lugar por obra de un estafador que pretende comprar el supuesto edificio abandonado.

Las dos historias están unidas, entonces, por el espacio. El convento no cambia mucho desde el siglo XVII. Los claustros de las monjas tal vez no sean tan cómodos como la habitación del Conde, pero en ambos casos sigue siendo un lugar de reclusión, un lugar en el que no pasa el tiempo. Sin embargo, esto sucede en apariencia. Es claro que el tiempo avanza inevitablemente (aunque el Conde no quiera aceptarlo y no permita a sus ayudantes el uso de internet, en algún momento se hizo necesario).

El paso del tiempo es entonces remarcado a través de la unión del pasado y el presente, y no sólo podemos verlo en el espacio, sino también en la elección de la música. Una versión de Nothing else matters de Metallica cantada por el coro femenino belga Scala & Kolacny Brothers es utilizada en dos momentos de la película1. Primero la escuchamos en lo que podemos considerar una imagen mental de Federico Mai de su hermano en el momento de su suicidio. Por otro lado, la misma canción es usada en la escena final, unificando las dos temporalidades que vemos mediante un montaje paralelo, a la vez que resalta la belleza de esta escena, también relacionada con la muerte. En el siglo XVII, Bernardetta es liberada del encierro que prometía demostrar su alianza con el diablo frente a un Federico Mai mayor, convertido en monseñor. En este caso, el paralelismo relaciona la muerte de Federico Mai y el vampiro. Es destacable el manejo de los recursos formales aquí: la espera de Mai para ver qué sucedió con su amada nos da incertidumbre y somos puestos en su mismo lugar para ver la aparición de esta mujer. Un movimiento de cámara deja en fuera de campo a Federico, que en el siguiente plano ya vemos muerto en el suelo mientras por su costado pasa Bernardetta, una vez más ganándole a la muerte, al tiempo. En el caso del vampiro, la muerte es consecuencia de la persecución a una joven mujer de la que está enamorado. Imposible es no emparentar esta muerte del vampiro con la de Nosferatu (Friederich W. Murnau, 1922). Allí también el vampiro muere al ser alcanzado por el sol que entra por una ventana tras buscar la sangre de una joven mujer. Otro camino que se abre: Bellocchio apela al imaginario de los films de vampiros desde su inicio.

Entre tanto enigma que estamos dejando fuera, podemos considerar que Sangre de mi sangre juega con esta tensión entre presente y pasado. ¿Qué diferencia puede haber entre una Iglesia que llega a situaciones absurdas para demostrar la culpabilidad de una novicia y un estafador como es Federico Mai hoy en día? Nos dejamos llevar por una narración impredecible, que nos permite hacer todo tipo de interpretaciones. Pero ante esto Bellocchio nos advierte: entre el siglo XVII y en el XXI, algunas cosas han cambiado, pero otras tantas son muy cercanas, aunque parezcan estar lejos.

Publicación: Julio 2017

Ficha técnica

Título original: Sangue del mio sangue
Año: 2015
País: Italia - Francia - Suiza
Dirección y guión: Marco Bellocchio
Música: Carlo Crivelli
Edición: Francesca Calvelli, Claudio Misantoni
Estreno en Argentina: 28 de julio de 2016
Calificación: SAM 13
Duración: 106 min.